At bagon.is you can Buy webshells, phpmailer, Combo list
Mal funcionamiento e irregularidades en IOMA | lapalabradeberazategui.com.ar

Entre los problemas se encuentran la falta de atención médica y cirugías, la dificultad para conseguir turnos y los descuentos en las farmacias.

Las quejas por la mala atención que reciben los afiliados a IOMA es moneda corriente, la situación sigue siendo crítica y los reclamos por las fallas y la corrupción del instituto crece cada día.

Una de las afiliadas, Sara Leticia Selimán, que es docente jubilada viene denunciando de manera pública las falencias que están relacionadas con la falta de atención médica y la imposibilidad de recibir atención en algunas especialidades, así como las operaciones. Además, culpa a las autoridades de la obra social por «llevar a IOMA al declive» y exige compromiso y control por parte de las mismas.

«IOMA está en crisis, porque lo que quieren hacer con la obra social es pasarlo a un sistema similar de Pami, es decir tener un solo médico de cabecera y no poder elegir, como venimos haciéndo», apuntó Selimán y continúo: «Tenemos un directorio que no se hace cargo y eso se debe a la corrupción que hay en el sistema y que están haciendo negocio con la salud de la gente».

«La obra social está cortando los servicios, por el tema de la pandemia te dan menos turnos y hasta un límite de atención de 4 o 5 veces, cuando hay personas que necesitan la atención con frecuencia. Además, como hay irregularidades con los acuerdos y IOMA no paga correctamente a las prestadoras, los profesionales cobran un adicional por la atención, de igual modo ocurre con los laboratorios, que no te cubren toda la medicación; entonces gastamos fortuna en nuestros remedios. Por otra parte, no hay inspecciones, ni controles a las clínicas para verificar si el afiliado está siendo correctamente tratado», detalló.

En cuanto a la seccional de IOMA local, la docente señaló: «La obra social funciona en una galería que da vergüenza para la gente que trabaja y para los afiliados. La sucursal no tiene agua, ni insumos básicos de oficina, y esta situación no es por el directorio actual de Berazategui y tampoco es culpa del personal que atiende, los únicos responsables siguen siendo las cabezas provinciales que son las causantes de este maltrato que sufren los trabajadores del lugar y los aportantes».

Y propuso: «El déficit de la obra social es grande, es necesario recuperarla y brindarles a los afiliados la atención que se merecen por toda la contribución que hacen pagando mes a mes para tener una cobertura de salud como la gente. Por ese motivo, la dirigencia de IOMA debe estar en manos de los propios afiliados y comenzar a implementar auditorías en el servicio y las prestadoras para garantizar el adecuado funcionamiento».

Etiquetas

Hacé tu comentario

Por si acaso, tu email no se mostrará ;)